El Teniente celebró 113 años de historia mirando al futuro

La empresa festejó su aniversario con el convencimiento de que el futuro exige una nueva forma de hacer las cosas, con el compromiso de todas y todos sus integrantes y con una mirada integradora con la comunidad.

La celebración del cumpleaños número 113 años de El Teniente tuvo un cariz distinto al de épocas anteriores. En el Casino de Colón Alto, ejecutivos, directores, supervisores, trabajadores y dirigentes sindicales se reunieron para festejar pero, a la vez, para mirar el futuro y comprometerse con la transformación. En su primera actividad como Gerente General, Nicolás Rivera, agradeció a quienes son parte de la historia de una División que contribuye al crecimiento de la región y el país, con la entrega de más de 15 mil millones de dólares en excedentes durante la última década. Sin embargo, remarcó que el momento actual es crucial y que “hoy, tenemos la posibilidad de definir un nuevo Teniente por los próximos 30, 50 o 70 años”. “Esto no tiene relación solamente con la materialización de los proyectos para dar continuidad a nuestra operación, sino con transformar la manera histórica de cómo hemos hecho nuestras labores. Transformarse quiere decir convertirse en otra cosa y eso va a ocurrir solo si somos capaces de colocar al servicio de nuestra empresa lo mejor de nosotros, el máximo de nuestro compromiso”, enfatizó.
El ejecutivo recalcó que “no somos cualquier empresa” y que por lo tanto la transformación tiene que estar estrechamente relacionada con su entorno. “El Teniente no es indiferente para la Región de O’Higgins, no somos un punto aislado en el mundo donde nuestra única razón de ser tiene relación con el ámbito productivo. No solamente queremos relacionarnos bien con nuestros vecinos, queremos ser parte de la comunidad. No solo queremos disminuir nuestra carga de residuos, queremos ser capaces de poner a disposición de las comunidades un entorno mucho más limpio”, comentó.

“Que 50 años no es nada…”
El 2 de mayo, Raúl Rojas Pozo cumplió 50 años de vida laboral en El Teniente. En 1968 ingresó al departamento eléctrico mina y hoy es mantenedor instrumentista de la GMIN, donde espera sumarse a la mirada de futuro de la División. “Cumplí 50 años en la División pero creo que todavía tengo algo que aportar, ya que lo principal en la vida laboral y profesional es reinventarse para poder mantenerse y progresar. En el caso de El Teniente es la prioridad, porque todo tiende a modernizarse, y hay que estar a la altura. Todos podemos contribuir, y uno trata de estar siempre al día y atento a lo que viene”, expresó. “Que 20 años no es nada…” reza el recordado tango de Carlos Gardel. En el caso de Raúl Rojas, “es una bonita meta cumplida. Era una meta, a medida que pasaban los años me iba acercando y me tiene muy contento el hecho de haberla logrado, estar en buenas condiciones y mantenerme vigente”.

 

Estudiantes mineros invitados al cumpleaños

Kevin Vivanco, estudiante Liceo Industrial PAC: “Me parece bien que El Teniente nos invite a este tipo de actividades donde podemos ver cómo actúa la organización, ya que para muchos de nosotros la idea es seguir una carrera relacionada con la minería, con la meta de algún día trabajar acá”.
Romina Álvarez, estudiante Liceo Industrial PAC: “Nunca había estado en El Teniente y fue interesante participar de esta actividad. Pudimos conocer con más claridad cómo va a ser nuestra práctica el próximo año y así tenemos más claridad e incentivo para ver lo que haremos a futuro”.

Comenta esta Noticia!